google-site-verification: googleaccd199c3d209369.html Izquierda Unida Zamora: IU pide soluciones urgentes para la Avenida de Galicia Google+

28 de noviembre de 2014

IU pide soluciones urgentes para la Avenida de Galicia

IU se hace eco de las propuestas de la asociación de vecinos denunciadas en la Fiscalía de seguridad vial

La Avenida de Galicia es una travesía maldita. Es responsabilidad del Estado a pesar de ser una calle más de la ciudad. Unos por otros la casa sin barrer. Los problemas no se abordan por nadie. Es lo que sucede con todas las travesías de la ciudad que han dejado de tener tráfico pesado desde la construcción de las circunvalaciones. No tiene sentido que estas travesías, ahora verdaderas calles de la ciudad, tengan problemas de los que nadie se ocupa por eso de si “son tuyas o son mías”.

La Asociación de Vecinos de San José Obrero ha hecho una denuncia contundente ante la Fiscalía de Seguridad Vial en Madrid; denuncia que también ha transmitido ante la Subdelegación del Gobierno y el Ayuntamiento de Zamora. El hecho de fondo son los permanentes problemas de la Avenida de Galicia considerada a día de hoy “travesía urbana” y responsabilidad del Ministerio de Fomento.

Se considera travesía la parte de tramo urbano que conecta carreteras nacionales en la que existan edificaciones consolidadas al menos en las dos terceras partes de su longitud y un entramado de calles al menos en uno de sus márgenes (artículo 37 de la Ley de Carreteras). Con las circunvalaciones estas definiciones de travesías han dejado de tener sentido.

Deberían a ser responsabilidad del Ayuntamiento al ser una calle más de la ciudad. Eso pasa con la Avenida de Galicia, con Cardenal Cisneros, con la Avenida de Requejo, etc. En el caso de Cardenal Cisneros, el problema son las pésimas aceras y las masivas caídas que producen. En el caso de la Avenida Galicia, los vecinos han expuesto con acierto los problemas, a saber:

En parte de la Avenida no hay aceras

Parece incomprensible, pero no existen aceras desde el cruce con Calle Casa Mohina por un lado, y desde la Calle Cañaveral por el otro. Paradójicamente, la acera aparece de nuevo unos metros antes de llegar al cruce con Cardenal Cisneros. El tránsito de peatones es intenso, tanto de personas que van simplemente a andar y enlazan con Cardenal Cisneros o Polígono de la Hiniesta, hasta personas que van a comprar a los hiper del final de la Avenida.

En esos 300 metros sin aceras se han colocado unas balizas de separación para proteger a los peatones, lo que refuerza la necesidad de construcción de aceras a ambos lados

Pasos de peatones

Es una deficiencia en todas las travesías, y especialmente en Cardenal Cisneros desde el cruce con el ferrocarril, y también de la Avenida de la Feria en su parte final. Se dan algunas incongruencias; por ejemplo, el hecho de que si vamos por la Avenida de Galicia, por la acera de la izquierda, en dirección al Corredor de Roales sí se puede cruzar por un paso de peatones en la confluencia con Cardenal Cisneros.

Por el contrario,  si se sube por la acera de la derecha y se quiere cruzar Cardenal Cisneros no se puede por falta de paso de peatones. El peligro es patente ante el gran número de vehículos, la alta velocidad y también el elevado número de peatones.

Intensidad absurda del tráfico en Avenida de Galicia

Según denuncia la AA. VV. de San José Obrero, si un coche sube por la Cuesta del Bolón y quiere dirigirse hacia la Carretera de la Hiniesta, al Centro de Salud Parada del Molino o simplemente al Polígono de la Hiniesta, no puede hacerlo por el camino más corto, sino que debe seguir recto hasta el semáforo de la Calle Tábara, girar a la izquierda y callejear de manera insufrible. Aunque dicen que la mayoría de la gente opta por seguir recto hasta la rotonda de Cardenal Cisneros y dar la vuelta por la Carretera de la Hiniesta provocando intensidades de tráfico innecesarias.

 Lo mismo ocurre en dirección contraria, ya que los conductores no pueden girar a la izquierda hasta la Cuesta del Bolón, de tal manera que los que quieren desplazarse antes hacia zonas del norte de la Ciudad, Cardenal Cisneros e, incluso el centro, no pueden.

Hay que recordar que sigue pendiente de ejecutar la mejora de la concesionaria del servicio de autobuses de realizar una rotonda en el cruce de Avenida de Galicia con la Calle Cañaveral para poder girar en todas las direcciones. Una vez más los problemas burocráticos de si es de Fomento, si corresponde al Ayuntamiento…unos por otros.

Otras travesías los mismos problemas

Los problemas de la Avenida de Galicia son en realidad los mismos que los de la Avenida de Requejo, responsabilidad del Ministerio de Fomento desde la gasolinera hasta Vistaalegre. Falta de pasos de peatones (el último está en el Virgen de la Concha), e intensidad del tráfico por imposibilidad de giros. Estas travesías son calles de la ciudad. Es insostenible que permanezcan en el ámbito del Estado.

Pero tampoco hay que olvidar que el Estado tiene que ser generoso en el traspaso dotando al Ayuntamiento de una cantidad de dinero suficiente el mantenimiento